Tradiciones

FIESTA DE SAN PEDRO

Esta celebración es una de las fiestas religiosas más relevantes y tradicionales de la Región de Valparaíso.

San Pedro es el Patrono de los Pescadores, por eso una vez al año éstos le rinden tributo.  Los devotos de Caleta Higuerillas y Caleta San Pedro, cada 29 de junio o en la fecha más cercana a esta, se afanan en demostrar su fe y santa devoción a su patrono.

La fiesta comienza por la mañana con una misa que pone la nota espiritual.  Durante la tarde transcurre la procesión, que consiste en un recorrido por Av. Borgoño, donde “San Pedro llorón”, llamado así por la tradición popular debido a que normalmente llueve el día de la celebración, es llevado en andas en una angarilla hermosamente adornada por las familias de los pescadores.

La procesión es acompañada por los Bailes Chinos y religiosos quienes muestran toda su prestancia y fuerza al ritmo de sus flautas y bombos.


FIESTA DE LA CRUZ DE MAYO

Esta tradición religiosa, tiene su origen en plena etapa de la conquista, cuando los misioneros católicos, como manera de afrontar la escasez de imágenes religiosas, se valieron del símbolo de la cruz para continuar la evangelización de los indígenas que habitaban por aquella época.

Concón, tuvo su propia fiesta de la Cruz de Mayo, cuyo impulsor fue Don Francisco Navarro, pero lamentablemente tras su fallecimiento también murió la ancestral tradición.  Fiel testimonio, es la cruz de madera que se encuentra en Av. Maroto a la altura de escala La Boca.

La gran alegría que debe sentir Don Francisco Navarro, es que dicha fiesta renace en el mes de mayo de 1997 y hoy forma parte del acervo cultural de Concón.

Esta conmemoración comienza en la mañana con una misa, hasta donde llegan los diversos Bailes Chinos a saludar la sagrada imagen.  En la tarde, se realiza una procesión por las principales calles de la comuna, las que se adornan con vistosas guirnaldas, para finalmente culminar con los bailes de despedida ante el Santo Madero.


FIESTA DE CUASIMODO

Cuasimodo es una expresión de religiosidad popular característica de la zona central de Chile que se celebra, desde la época de la Colonia, el domingo siguiente a la Pascua de Resurrección.

Es una celebración única en el mundo católico y fue definida por el Papa Juan Pablo ll como un “Verdadero Tesoro del Pueblo de Dios‘.

Ese día la Iglesia Católica, en un ambiente de gozo, sale a recorrer calles y caminos para llevar la comunión a los hogares donde se encuentran los enfermos que no pudieron recibir a Cristo Resucitado en la Santa Eucaristía.

El celebrante lleva el Santísimo con las hostias consagradas.  Le acompañan los “Cuasimodistas” como niños recién nacidos a caballo, en coches, carretelas, bicicletas y vehículos, en una acción conjunta de servicio y solidaridad al que sufre y está enfermo.

Esta tradición religiosa tiene un sitial muy importante y se celebra en Concón de manera interrumpida desde 1970 (abril).

Al propulsor en nuestra comuna, párroco Mario Erazo Flores, se suma el incondicional apoyo de los Clubes de Huasos, quienes año a año lo acompañan como verdaderos guardias de Cristo.